página de inicio de Ultreia
formulario de login






|

SECRETARÍA XERAL PARA O TURISMO

La Secretaría Xeral para o Turismo pertenece a la Consellería de Cultura y Turismo de la Xunta de Galicia. A continuación se exponen las funciones principales que se ejecutan desde esta institución:

  • Planificación de la política de ordenación, fomento y promoción del turismo dentro de la región de Galicia, determinando las líneas de actuación de política turística que deben regir en esta región.
  • Dirección y coordinación de las actuaciones de la Consellería de Cultura y Turismo en materia de turismo.
  • Instauración de canales efectivos de comunicación con otros organismos locales, provinciales y de la Administración central y otras administraciones, así como con el sector privado. Explotación y potenciación de los recursos turísticos de Galicia directamente o a través de Turgalicia, mediante la promoción, publicidad, relaciones públicas y otras acciones de notoriedad, tanto en el interior de Galicia como en el resto de España y en el exterior, sin prejuicio de las competencias de la Administración Central del Estado Español.
  • Dirección y coordinación de las actuaciones de la Consellería de Cultura y Turismo, directamente o a través de la Sociedad Anónima de Gestión del Plan Xacobeo, relacionadas con la puesta en valor cultural y turística del Camino de Santiago, su promoción, la gestión de la imagen corporativa del Xacobeo y de la red de albergues; así como cualquier otra acción que redunde en beneficio del Camino de Santiago.
  • Aplicación de los mecanismos necesarios para mejorar las estructuras y los fundamentos de la formación profesional turística, sin prejuicio de las competencias que le puedan corresponder a otros organismos.

GALIZA: DESTINO ATLÂNTICO

San Andrés de Teixido y Punta Valteira [Archivo Turgalicia]

Galiza situa-se em frente ao Oceano Atlântico, com dois mil anos de história. Percorrer estas terras de noroeste de Espanha permite viver uma aventura singular, cheia de tradição, paisagens admiráveis e cidades únicas. Galiza é multicolor, a sua paisagem altera-se não só em cada estação mas conforme viajámos da costa ao interior, do norte ao sul, do este ao oeste. A existência de uma ampla costa atlântica, mas também áreas continentais, assim como os contrastes de altitude e as importantes diferenças climáticas e biogeográficas, permitem entender melhor a diversidade natural da Galiza. A longitude da costa galega e o seu perfil sinuoso, marcado pelas suas rias, cabos, praias, lagoas, escarpas fazem da Galiza uma região única, onde também se pode desfrutar de águas turquesas, paradisíacas e de areias finas junto do Oceano Atlântico.
Na Galiza cada visitante pode resgatar da memória deste povo os enigmáticos castros e talvez descobrir os celtas. Também viajar até à Gallaecia, a Galiza romana, presente nas suas cidades e aldeias com centros históricos perfeitamente conservados que nos transportam a civilizações anteriores à nossa e em que estas nos dão a oportunidade de regressar ao passado.
Galiza é também a terra dos mil rios, cujo pai de todos eles, o Minho, cruza a Galiza de nordeste a sudeste tocando no final do seu caminho duas regiões: a galega e a portuguesa, para terminar placidamente, desembocando no Oceano Atlântico. Na Galiza o visitante pode disfrutar, segundo as suas necessidades, de uma ampla variedade de tipologias de Turismo: turismo de peregrinação, turismo da natureza, turismo náutico, turismo marítimo, turismo rural, turismo cultural, turismo urbano, turismo de sol e praia, turismo de eventos, congressos, negócios e incentivos, turismo gastronómico, enoturismo, turismo termal, turismo de lazer e desportivo, turismo de neve.

Gastronomía gallega  [Archivo Turgalicia]

Galiza possui o seu próprio estilo de vida: o estilo de vida atlântico, que se caracteriza por uma alta qualidade de vida, marcada por factores como relações humanas calorosas e amáveis, um ritmo de vida sossegado, a relação especial dos galegos com a água e a influência omnipresente do Atlântico que define uma cultura e uma forma de ser únicas.
Galiza possui uma gastronomia muito atractiva proveniente da cozinha atlântica, com uma forma de cozinhar familiar, carinhosa e artesanal. Este estilo deu lugar a uma culinária atlântica, uma culinária própria da Galiza, baseada em matérias-primas de grande qualidade, cozinhadas de forma simples e de múltiplas maneiras e que dá lugar a sabores variados e satisfazem todos os paladares. Uma cozinha tradicional mas também com grandes doses de criatividade de reconhecido prestígio; onde os produtos do mar (peixes e mariscos), da horta e as carnes preparadas de mil maneiras, constituem a melhor montra da gastronomia atlântica. Não nos podemos esquecer dos vinhos, os melhores brancos do mundo são provenientes desta região e os tintos têm sido reconhecidos para além das fronteiras galegas.
Galiza cuida-se e cuida-te; na Galiza a saúde, o bem-estar, o sentir-se bem consigo é tradição, esta é a razão porque nesta região podes cuidar do corpo e da mente. A herança romana deixou-nos entre outros costumes a paixão pelos mananciais de águas mineromedicinais e como exemplo temos as Termas, algumas dessa época e outras do séc. XVIII e XIX. Hoje em dia também podes cuidar-te nos Centros de Talassoterapia que aproveitam as propriedades da água do mar ou nos Spas (Salut per Acqua).
Galiza, é tradição, é festa, quer populares, gastronómicas… as festas enchem o calendário de cada ano, não há desculpa para não desfrutar do seu tempo de lazer na Galiza, nesta região não há tempo para o aborrecimento.

Pazo de Santa María [Archivo Turgalicia]

Galiza é diversão … toda uma variada oferta de actividades de lazer estão à tua espera para que desfrutes desta região: no mar, no ar, em terra, nos rios… caminhadas, pesca, mergulho, passeios a cavalo, parapente, rafting, surf, windsurf, golfe… e muito mais.
Na Galiza existe uma ampla rede de alojamentos com diferentes características: hotéis, pensões, parques de campismo, casas de turismo rural, … muitos deles instalados em edifícios históricos onde poderás experimentar voltar a viver noutras épocas; situados em zonas paisagísticas únicas, onde depois de experimentar ficar uma vez, vais precisar de regressar em qualquer momento do ano.
Na Galiza vais sentir-te em casa… ou melhor, vais dormir como em casa… ou melhor… vais comer como em casa… ou melhor… pelo seu alojamento, pela sua gastronomia, pela sua gente… será como em casa… ou melhor

EL CAMINO DE SANTIAGO

Peregrinos en el Camino de Santiago  [Archivo Xacobeo]

El Camino de Santiago ha sido declarado el Primer Itinerario Cultural Europeo por el Consejo de Europea en 1987 y Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1993; posteriormente, en el año 2004 ha sido galardonado con el premio Príncipe de Asturias a la Concordia, lo que hace que sea un referente en el ámbito Europeo. El Camino de Santiago es además, un itinerario histórico de dimensiones europeas que se extiende por casi todo el continente agrupando sus rutas a medida que se aproxima a Compostela.

La Península Ibérica (hoy España y Portugal), formaría parte, según determinados textos antiguos, de las tierras en las que el apóstol Santiago predicó el cristianismo. Tras morir decapitado en Palestina, hacia el año 44 d.C., sus discípulos, según la tradición, trasladaron su cuerpo en una nave hacia Galicia, una de las tierras hispánicas incluída en su predicación.
Desde que en los primeros años del siglo IX (año 820) se descubrió la tumba de Santiago innumerables gentes han peregrinado a Compostela y hecho realidad las palabras que, según el Códice Calixtino, el Apóstol dijo en sueños a Carlomagno “después de ti todos los pueblos irán en peregrinación hasta la consumación de los siglos”; lo que generó una multitudinaria corriente de peregrinación hacia su emplazamiento. Esta afluencia acabó formando, desde los más diversos puntos de Europa, una densa red de itinerarios conocida en su conjunto, como el Camino de Santiago o Ruta Jacobea. El Camino de Santiago ha generado a lo largo de sus doce siglos de historia una extraordinaria vitalidad espiritual, cultural y social debido al encuentro entre gentes de tan diversa procedencia que esta ruta propició basado en el intercambio abierto de ideas y corrientes artísticas y sociales, así como un dinamismo socieconómico que favoreció, el desarrollo de diversas zonas de Europa.

El Camino de Santiago, ha sido, y sigue siendo, sin duda, la ruta más antigua, más concurrida y más celebrada del viejo continente. Jerusalén y Roma fueron durante siglos los dos polos de atracción para los peregrinos y viajeros europeos, pero no hicieron camino. Santiago también ha compartido con ellos la atracción de los caminantes y andadores de todos los tiempos pero, además, ha creado una ruta, ha hecho un Camino.

Peregrinos en el Camino de Santiago  [Archivo Xacobeo]

Los primeros peregrinos, en el S.XI, acudían sólo desde el interior de los reinos de Galicia y Asturias. Pero con una rapidez sorprendente, empieza Compostela a atraer peregrinos de otros reinos cristianos, incluso más allá de nuestras fronteras. Son muchas las causas y los motivos que aducen los historiadores para explicar la fiebre de los peregrinos de antaño: motivos de curiosidad, afán de aventuras…Muchas veces son intereses comerciales o intercambios culturales, algunas veces también afán de rapiña y explotación de los desamparados caminantes. Pero no cabe duda de que, en casi todos los casos, subyace el motivo religioso.
La peregrinación era en la Edad Media un símbolo de la vida del cristiano, un caminar inseguro hacia la moralidad eterna. Los caballeros del siglo XV venían para participar en torneos y conocer otras tierras, aunque siempre haciendo gala de piedad. Pintores, marinos, nobles; todos ellos antes de terminar el S.XV expresaron de una forma u otra su veneración a los restos del discípulo de Cristo.

Uno de los más famosos y conocidos peregrinos medievales de Compostela es el francés Aymeric Picaud, autor de la “Guía del Peregrino de Santiago de Compostela” sobre el Camino Francés; reconocida como la primera guía de viajes de la historia.

Que los Caminos de Santiago son arte, historia, cultura y religiosidad es algo comúnmente sabido. Pero hay otro aspecto que de gran relevancia: el enorme valor ecológico que conlleva. Porque no sólo se trata del paisaje, ese compañero inseparable del peregrino, sino del entorno en sí, del tesoro natural que cruzan o bordean las rutas que llevan a Compostela
A Galicia se puede llegar de muchas maneras, pero la mejor forma de venir es haciendo el Camino de Santiago, y caminos hay muchos una muestra de ello son los a continuación se presentan los 11 Caminos oficiales donde se expone el itinerario por el que discurre cada uno:

  • Camino Francés: Tui- O Porriño- Mos-Redondela-Pontevedra-Caldas de Reis-Pontecesures-Padrón-Santiago de Compostela.
  • Camino de Norte: Ribadeo-Vilanova de Lourenzá-Mondoñedo-Vilalba-Sobrado-Arzúa-Santiago de Compostela.
  • Camino del Sudeste-Vía de la Plata:
                   Comienzo: A Canda- A Gudiña
                   Variante Laza: A Gudiña-Laza-Vilar de Barrio-Xunqueira de Ambía-
                   Variante Monterrei: A Gudiña-Verín-Monterrei-Trasmirás-Xinzo de Limia-Allariz
                   Continuación: Ourense-Cea-Dozón-Lalín-Silleda-Santiago de Compostela.
  • Camino Portugués: O Cebreiro-Triacastela-Sarria-Portomarín-Palas de Rei-Melide-Arzúa-Santiago de Compostela.
  • Camino Portugués por la Costa: A Guarda-O Rosal-Oia-Baiona-Nigrán-Vigo-Redondela-Pontevedra-Caldas de Reis-Pontecesures-Padrón-Santiago de Compostela.
  • Camino Inglés: Ferrol-Neda-Miño-Bruma-Santiago de Compostela.
  • Camino Primitivo: O Acebo-Paradavella-O Cávado-Castroverde-Lugo-Melide-Arzúa-Santiago de Compostela.
  • Camino de Fisterra-Muxía: Santiago de Compostela-Ames-Negreira-Fisterra
  • Ruta del Mar de Arousa y Ulla: En este itinerario el peregrino recorre la Ría de Arousa donde puede encontrar los puertos de: O Grove, Cambados, Vilagarcía, Pobra do Caramiñal y Ribeira; hasta su llegada a Pontecesures subiendo el río Ulla. Una vez se llega a tierra en Pontecesures, se hace el camino pasando por Padrón y hasta Santiago de Compostela.

SANTIAGO DE COMPOSTELA: META DEL CAMINO

Fachada Catedral de Santiago [Archivo Turgalicia]

La ciudad de Santiago de Compostela nació en el siglo IX, en el bosque Libredón, en torno a los recién descubiertos restos del Apóstol en un enterramiento romano; siendo aquí cuando se levantó el primer templo para honrar y protegerlos. El desarrollo en la Edad Media es espectacular, gracias al auge europeo de las peregrinaciones, que la convierte, con Jerusalén y Roma, en uno de los tres grandes centros de la Cristiandad. El culto a Santiago hace recelar a Almanzor que en el 997 arrasa e incendia Compostela llevándose a Córdoba las campanas. En 1705 el rey Alfonso II ordena levantar la catedral románica.

De esta manera, Compostela pasó de ser inicialmente un simple santuario a una ciudad, ante el rápido dinamismo generado por las peregrinaciones, siendo esta directa relación con el mundo jacobeo al que debe su actual esplendor monumental y simbólico. Con el tiempo se convirtió en una de las tres grandes ciudades santas de la cristiandad, junto con Jerusalén y Roma. La verdad es que todos los que visitan Santiago comparten que es ésta, una ciudad con una gran espiritualidad, mágica, especial, que te deja huella y a la que necesitas volver. Recorrer su centro histórico, recorrer sus serpenteadas y encantadoras calles, vivir la multiculturalidad de sus propios habitantes y de las diferentes nacionalidades de gentes que trae el camino, es toda una experiencia. Y qué decir de la joya de la corona: el conjunto Catedral-Plazas del Obradoiro, Quintana, Platería y Acivechería, una de las obras de arte más importantes de la historia. Es una de las grandes ciudades históricas europeas, lo que se le reconoció en 1985 con su declaración como Bien Patrimonio de la Humanidad.

LA CATEDRAL

Cuando llegas a la plaza del Obradoiro y te sitúas enfrente a esta majestuosa catedral, la miras y la verdad es que impone y mucho, y no sólo la primera vez que la visitas te deja sin palabras; muchos son los que se acuestan a sus pies y la sueñan colgando del cielo. Es uno de los grandes templos románicos de la historia, aunque posteriormente el elemento barroco lograse también una gran presencia en su estructura tanto exterior como interior. No menos relevante para los creyentes es el acceso a la basílica por la Puerta Santa cada Año Jubilar, único período en que se abre. El visitante de la Catedral de Santiago se encuentra con un ritual que los peregrinos practican desde hace casi mil años. El recorrido empieza en el Pórtico de la Gloria, uno de los más ricos conjuntos escultóricos románicos, obra del Maestro Mateo, realizada a lo largo de veinte años y terminada en el año 1188. El siguiente paso obligado es “el abrazo al Apóstol” situado en el altar mayor. Finalmente la estrecha escalera que hay detrás de la estatua dorada del Apóstol, conduce bajo el altar mayor a una pequeña cripta dorada que contiene los restos del santo.

EL BOTAFUMEIRO

Botafumeiro [Archivo Xacobeo]

En las celebraciones litúrgicas especiales y todos los días en años santos, a las 12 de la mañana, los visitantes podrán tener la ocasión de contemplar y disfrutar de uno de los momentos más mágicos y emocionantes del Camino de Santiago y que tiene lugar dentro de la catedral, es la singular ceremonia del Botafumeiro. Un espectacular botafumeiro plateado, de ochenta kilos de peso, cuya misión originaria ha sido aromatizar el templo, cuelga de una cuerda desde lo alto del crucero, y de un empujón en forma de impulso se desvía de la vertical, elevándose a 21 metros al alto de la bóveda con un arco de 65 metros, pasando casi rozando el suelo a unos 68 km/h dejando tras de sí un fino ronsel de humo y aroma a incienso. Sencillamente abrumador, algo que no te puedes perder si decides hacer el Camino o visitar la ciudad de Santiago de Compostela.

LA COMPOSTELA

La antigüedad de este documento se remonta al S.XIV y es el único que acredita la realización del Camino de Santiago. La Compostela está redactada en latín y la concede el Cabildo de la Catedral de Santiago a través de su Oficina del Peregrino a quienes justifican el haber recorrido al menos los últimos 100 km. de cualquiera de los itinerarios históricos a pie o 200 km en bicicleta o en caballo y también navegando. Regresar a casa con la Compostela es sin duda un recuerdo emocionante para un recorrido inolvidable y único que a muchos les marca para el resto de sus vidas.

Listado de enlaces

página de inicio de Ultreia © by Abertal